Mar 252013
 
 25 Marzo, 2013  Publicado por a las 11:11  Añadir comentarios

Una cena entre amigos.

Logo Dungeons&Dragons

Web oficial Dungeons&Dragons

Una inocente pregunta sobre juegos de rol y de pronto me encuentro descubriendo un tablero partido en 6, pequeñas esculturas con personajes varios, cartas y un tocho de libro.

Comienzo a asimilar términos básicos del mundo del rol como master, armas, ataque… No entiendo nada.

Como por arte de magia llega la cena y hacemos un alto, el olor a pizza caliente nos arrastra a la mesa. La conversación se centra en pequeñas explicaciones sobre el funcionamiento de los juegos de rol de mesa. La verdad es que poco me aclaran… Unas cañas después y con la mesa ya recogida desplegamos el tablero de Dungeons & Dragons. La partida va a comenzar. Llega el momento de elegir personaje y como de momento no sé de qué va me dejo llevar por mis instintos y elijo la maga elfa… es de las primeras en morir, oigo a mi vera. ¡Vaya! ¿Mala elección? Me colocan fichas de vida y de protección sobre la carta. Se supone que si las pierdo todas, muero, pero, ¡pueden resucitarme! Eso está bien, je, je.

Descubro que en el tablero no hay nada pero la partida ya ha comenzado. Tengo la característica de avanzar de 5 en 5 por este nuevo mundo y no necesito tirar un dado, coger una carta o saltar a la pata coja. ¡Bien! Solo tengo que esperar a que una carta me indique el orden de salida. Curioso que este orden no vaya a ser el mismo durante toda la partida ya que cada vez que se abre una puerta las cartas de turno se vuelven a repartir. Creo que esto podría llegar a implicar que si el azar no me sonríe tal vez no mueva en mucho tiempo o, al contrario, que tenga suerte (o no) y me toque siempre la primera.

En cada tirada se pueden realizar dos acciones, moverte por el tablero, atacar un trasgo, abrir una puerta…

Los compañeros de equipo deciden la estrategia a seguir. Me dejo llevar y obedezco sus consejos. Tras dos rondas de movimientos, abro una puerta. Pierdo el turno, pero aparecen (los coloca el master con movimientos imperturbables) cofres, trasgos y columnas en la siguiente habitación. La cosa se pone interesante. Mis compañeros pasan y atacan al trasgo. La carta de cada personaje posee unas habilidades, capacidades físicas, mágicas, intelectuales y poderes. Algunos tienen más poder de ataque que otros que disponen de más protección o magia. También tenemos cartas de armas. Yo tenía un arco.

Resumen de conocimientos adquiridos.

  • El master es el jefe supremo, que quede claro desde el principio no vayamos a llevarnos a engaños!!!
  • En toda partida de rol existen varios jugadores interpretando un papel que pueden crearse ellos mismos o que puede ser el master el que decida quién es quién, mediante una carta u hoja de personaje.
  • Los jugadores tienen un fin común, a veces deberán cooperar entre ellos pero otras veces no.
  • Los jugadores poseen unas características que les permiten enfrentarse de una forma u otra a la partida (tamaño, constitución, fuerza, destreza, inteligencia, aspecto, fuerza de voluntad etc…) y unas habilidades que definen lo que sabe o es capaz de hacer. Esto vendrá indicado en su carta u hoja de personaje.
  • Los personajes se mueven por turnos establecidos por cartas que se reparten.
  • Cada turno permite realizar dos acciones, dos acciones.
  • Al atravesar una puerta hay que repartir de nuevo las cartas de turno, por lo que si era nuestra primera acción se pierde la segunda.
  • Existen unos dados que determinan el resultado de las acciones. No son como los dados a los que estamos acostumbrados los simples mortales no!! Dependiendo de los valores del personaje en las habilidades más el resultado de las tiradas de dados, el personaje logrará su acción con éxito o no.

Si no sabéis lo que es el Rol os recomiendo leer la entrada en la wikipedia para aclarar algunos conceptos y saber algo más sobre este nuevo entretenimiento del que seguro seguiremos hablando…

Dungeons & Dragons, Iniciándome en el Mundo del Rol de Mesa.
3.5 de 4 votos

Nunn

Ya de niña tenía la cabeza en las nubes. Con el paso del tiempo fue perdiendo las nubes y ganando en sabiduría, realista e inocente a la vez. Buscadora y recolectora de todo aquello que pueda serle útil, comienza el día al amanecer como las alondras porque el sol es su energía y recorre las tierras buscando hierbas, setas y manantiales.

  2 comentarios en “Dungeons & Dragons, Iniciándome en el Mundo del Rol de Mesa.”

  1. muy bueno tu aporte, gracias!

 Deja un Comentario

(obligatorio)

(obligatorio)