Sep 292014
 
 29 septiembre, 2014  Publicado por a las 11:11  Añadir comentarios

08:00
Septiembre, tiempo de zombies, bodas, bautizos y comuniones.

15:07
Gran parte del equipo 1500 y otros muchos invitados a la tan esperada boda nos reunimos en la plaza del ayuntamiento, todos con la ilusión de que el tiempo nos acompañe sin tan siquiera sospechar que ese va a ser el menor de nuestros problemas. Las bodas nunca salen tal y como se planean y esta no iba a ser una excepción.

16:23
Llegamos a Chera, donde nos reunimos con el resto del equipo. El novio aun desconoce donde se ha metido. Todos los preparativos y las maniobras de distracción de La Corporación han funcionado a la perfección. Parece que va a haber sorpresa…y por partida doble.

17:15
No muy lejos de la iglesia un grupo de voluntarios comprueban que todos los que se presenten a la boda hayan sido invitados. Les facilitan algunas instrucciones, un papel con el menú escogido para el evento y una mascarilla junto con un fajo de diegodolares para poder gastar a lo largo de la fiesta que se prevee que dure hasta bien entrada la madrugada.
Survival Zombie Chera - Menu Desgutación
¿Qué generosos se atreverán a pensar algunos? Nos dan incluso dinero para gastar en su fiesta. Aunque si alguien se detiene a hacer las cuentas comprobará cuantos billetes es capaz de gastar un cadáver en una hora. Esa es la verdadera generosidad de La Corporación.

18:27
Las maniobras de reconocimiento del pueblo siguen su marcha sin incidentes. Conseguimos localizar un par de zonas seguras no muy lejos del centro donde amablemente nos ofrecen algo de beber. Es el momento perfecto para sacar los mapas y empezar a planear nuestros siguientes pasos. El novio sigue sin saber que es lo que va a ocurrir en breves momentos.

Al poco rato llegan los hombres de Urban Warrior System, aparecen en el lugar indicado, en el momento preciso. Parece que su sexto sentido está bien engrasado. Minutos después el novio está forcejeando como solo él sabe hacer para librarse de un par de tipos que intentan reducirle. Hacen falta muchos más para reducir a un 1500.

La seguridad privada se encarga de que nadie pueda acercarse a él para ayudarlo y en un abrir y cerrar de ojos, después del intenso forcejeo, consiguen llevárselo encapuchado hasta una furgoneta mientras cientos de curiosos se arremolinan alrededor sin hacer nada. ¿Qué haríais vosotros si se tratara de un ser querido? Me repugna tanta pasividad, tanto miedo, tanta hipocresía… pero cada uno cobrará de su misma moneda y mucho antes de lo que cree.

Ha llegado el momento de correr hacia el punto de entrega. Un lugar tranquilo y preparado para la ocasión detrás de la iglesia. Allí la radiante novia, el 1500 y todos los demás invitados lo van a recibir con los brazos abiertos. Ahí se desvelará el secreto tan cuidadosamente guardado durante los últimos meses. Ahí es cuando muchos de nosotros vamos a llorar, vamos a emocionarnos y alegrarnos por ellos a partes iguales. Porque lo merecen. Porque merecen todo esto y mucho más.

El evento, oficiado por el coronel Faramond en persona, transcurre sin más incidentes. Algunos curiosos que se han añadido a la fiesta y algunos zombies se acercan en busca de comida por los alrededores. Acaban todos encadenados a la carroza que llevará a los novios hasta su próxima parada no muy lejos de aquí.

Con los gritos de viva los novios, torreznos y arroz volando por los aires, la comitiva avanza con paso firme hasta su siguiente parada donde recuperar fuerzas con un gran banquete digno de la ocasión.

23:11
A estas horas, y viendo lo ocurrido, se hacia difícil imaginar otra boda, y en Chera, pero en toda boda siempre hay algo que se esfuerza por salirse del guión. Los dos afortunados habían preparado una recepción con música en vivo y varios camareros repartiendo cava para todos los asistentes que a juzgar por su trabajo parecían especialmente interesados en que todos, absolutamente todos, tuvieran su copa llena en todo momento, aunque no fuera un cava gran reserva. Cualquiera que lo haya probado sabrá a lo que me refiero, un regusto amargo, indescriptible, pero sin lugar a dudas no se trataba de cava ni de nada que se le pareciera lo más mínimo.

La explicación no se hace esperar. En lo alto de las escaleras aparecen el novio y la novia acompañados de sus seres más queridos…pero que bonito, todo como en un cuento de hadas, con la música, los invitados, todos o casi todos vestidos de rigurosa etiqueta, un entorno idílico a los pies de una iglesia que acaba convirtiéndose en una terrible pesadilla en el momento en que el novio decide no casarse con la paleta del pueblo. Prefiere a sus bichos, a esos con los que lleva tiempo experimentando y ahora ha decidido jugar con todos nosotros. Vamos a convertirnos en una de esas cosas a las que tanto odiamos y solo tenemos hasta las 6:00 para encontrar el antídoto.

23:30
Al contrario que en anteriores ediciones de la Survival ya estamos muertos. Siempre habíamos tenido la esperanza de ver un nuevo amanecer, de encontrar el punto de extracción y salir con vida de esta pesadilla pero ahora nos lo han arrebatado. Estamos infectados y vamos a morir. Siempre podemos encontrar el antídoto a tiempo pero no creo que los militares nos vayan a dejar salir caminando por la puerta principal. Nuestro destino está sellado.

Empieza a cundir el pánico, la gente corre como pollo sin cabeza y abandonan la plaza en todas direcciones sin saber que, en cada esquina, en cada calle les aguarda una muerte lenta y dolorosa. Los supervivientes con más experiencia empiezan a organizarse en grupos y se separan para poder encontrar el antídoto y una salida del pueblo antes de que sea demasiado tarde.

La sección charly del 1500 se dirige a toda prisa hacia el cementerio, un lugar oscuro y alejado donde seguramente podremos resistir y planear nuestro siguiente movimiento. Al llegar al lugar unos Z’s nos salen al paso, demasiado tarde otra vez.

Volvemos a intentarlo abandonando el camino, por la zona más montañosa, cuando oímos aproximarse un vehículo. Corremos a escondernos entre los matorrales mientras vemos como descargan algo, tal vez podamos conseguir información pero los Z’s siguen ahí.

En la distancian podemos ver el pueblo, una imagen aterradora, apocalíptica, solo los que hayan estado allí saben de lo que hablo. Hasta nuestros oídos llegan los gritos de terror de los primeros en caer. El grito de los Z’s hiela la sangre, los perros aúllan y la muerte camina a sus anchas por todos los rincones de Chera.

Seguimos escondidos, pero uno de los Z’s parece que nos ha olido. Cada vez está más cerca, podemos oír su respiración, forzada, cansada…hasta que alguien ya no puede más y empieza a correr hacia donde nos encontramos. El Z lo sigue con una velocidad casi inhumana. Nos levantamos y empezamos a correr montaña arriba mientras la muerte nos persigue.

Cuerpo a tierra. Durante diez minutos la tensión no para de crecer. Estoy tumbado en el suelo, rezándole a los dioses antiguos y a los nuevos para que el Z haya tomado otro camino sino estoy perdido, no hay más escapatoria.

Después de un rato prudencial parece que el peligro ha pasado y puedo acercarme al cementerio donde me encuentro con el enterrador. Está empeñado en darle sepultura a uno de los zombies. Quémalo, descuartízalo, si lo pones bajo tierra se levantará y volverá a por ti.

Después de charlar un rato con él me manda a la casa del Conde, dice que allí encontraré más información. Pero ahora estoy completamente solo. No sé que ha sido del resto del equipo. Estoy incomunicado y pasear por el pueblo a estas horas no parece la mejor idea. Pero no hay otra salida si quiero conseguir el antídoto a tiempo.

23:59
Los rumores empiezan a circular más rápido que la pólvora. Hay que conseguir 5 ingredientes para el antídoto y uno de ellos está en la piscina. El novio sigue jugando con nosotros. ¿Quién sabe qué más nos tiene reservado? Tal vez este maldito antídoto ni siquiera exista y sea todo una broma de mal gusto. Pero algo dentro de mi me impide rendirme a la evidencia. Voy a seguir luchando hasta que no pueda dar un paso más.

Encuentro a algunos miembros del Komando Peta Z’s que me acogen como a uno más de su equipo. Compartimos información y conseguimos llegar hasta el lavadero donde Los Hijos de la Luz luchan contra el mal que azota al mundo y de paso sacan unos beneficios más que interesantes para su causa. Nos bendicen por un módico precio más impuestos, y por unos billetes adicionales, nos dan un par de pastillas que se supone que forman parte del antídoto. Ya nos falta menos pero cada hora que pasa más y más zombies inundan las calles de Chera, hordas que con su paso cansino te acorralan en callejones sin salida para darse un festín arrancándote mordisco a mordisco hasta la última gota de vida.

En momentos como este uno se plantea si seguir luchando o emplear la droga que nos han vendido los tipos de la furgoneta para un último viaje al infinito.

Y decidimos seguir. Esto nos lleva hasta los lugares más remotos del pueblo donde nos topamos con la terrorífica visión de la novia. Una novia solitaria, con la mirada perdida, manchada de sangre y arrastrando un hacha por las desiertas calles de Chera. El grito de un Z asusta pero la visión de la novia cadáver más.

Sin embargo había algo en su voz que nos tranquilizó. Los zombies no hablan y menos en ese tono. Solo era una novia triste, furiosa y abandonada en el altar que hacia lo que haría cualquier otra en su situación, buscar venganza con un hacha y hasta el momento no le iba nada mal. Ella nos habló de otro de los ingredientes, el Becuronio. Eran las 3:12, y ya teníamos 3 de los 5 ingredientes, Evastine en la piscina, Olanzapina en el local y Becuronio cortesía de la novia despechada. Íbamos a conseguirlo.

05:14
Los rumores siguen inundando las calles, ingredientes falsos, lugares de muerte, científicos locos y gente que lo único que quería era el sombrero de un Z. El fin del mundo afecta a las personas de muy distinta manera y este no iba a ser un caso diferente.

Después de reencontrarme con parte del equipo y conseguir más información seguimos rastreando las calles y campos del pueblo. Parece que en lugar de 5 ingredientes son 6 y hay que visitar a un boticario para que nos confirme que todo es correcto.

Cualquiera en su sano juicio pensaría que andar paseando por Chera una noche de boda como esta es cosa de locos. Cualquiera que estuviera infectado no.

06:00
La muerte nos aguarda en el polideportivo. Cuando llegamos la novia ya se ha encargado de darle lo suyo al novio. Un par de hachazos hacen entrar en razón hasta al más terco. Lástima que antes no le preguntara donde estaba el antídoto. Ahora ya es demasiado tarde. Nosotros lo sabemos, los militares lo saben. Los únicos que parecen no haberse enterado de lo que está ocurriendo son las hordas de zombies que empiezan a llegar y siguen buscando comida como si fuera lo único importante. Ni siquiera los primeros impactos y los explosivos les hacen cambiar de idea.

Ya no queda nadie con vida.

08:00 Reflexiones de un cadáver

Si tuviera que destacar algo de esta nueva edición de la Survival Zombie  sería la puesta en escena. Verlo todo desde el cementerio hace que el evento tome una dimensión que en otras ciudades más grandes es difícil percibir. Solo y en la oscuridad te das cuenta de que te enfrentas a algo demasiado grande, a un verdadero apocalipsis y en este aspecto esta vez se han superado. Los gritos de los Z’s nada más empezar, los perros aullando, los supervivientes corriendo y muriendo, las calles estrechas y esa luz tenue han dado el efecto esperado.

Otro de los puntos buenos de esta Survival ha sido el argumento. Un argumento más cercano, más claro que en otras ocasiones. Esto tiene dos efectos, por un lado desde el primer momento sabes a lo que tienes que enfrentarte, o encuentras el antídoto o mueres. Por otro lado se pierde ese factor de desinformación, de andar perdido de un lado a otro hasta que consigues hacerte una idea de la trama que tanto me habían gustado en anteriores ediciones. Sin embargo esto también me ha gustado. Se trataba de una Survival, si, pero de una Survival diferente a las anteriores, diferente en la esencia, en su planteamiento y les ha salido muy bien.

La organización ha conseguido un gran trabajo con las colas y aglomeraciones de gente en las diferentes localizaciones. Logramos casi todos los ingredientes y visitamos la mayoría de localizaciones y el único lugar en el que tuvimos que esperar fue en la casa del boticario a última hora de la noche, algo casi inevitable.

Respecto a los actores, Z’s y zombies también hay que agradecer el gran trabajo que están llevando a cabo. En otras ediciones había más descontrol en este aspecto, pero en esta edición solo puedo calificarlo como un trabajo realmente bueno. El único incidente que tuvimos en toda la noche fue cuando un reducido grupo de zombies con pañuelos rojos decidió abandonar la horda y a su líder para salir de caza en el lavadero. Pero aún así los actores que estaban allí pusieron rápidamente las cosas en su sitio y les invitaron amablemente a marcharse o a abandonar el juego. Muy bien por ellos y por conseguir con actos como este que todos los participantes podamos disfrutar más y mejor de un evento de esta envergadura donde controlar a otros participantes puede resultar una tarea más que complicada.

Seguramente me he dejado algo en el tintero, ha sido una noche muy larga, llena de emociones, sorpresas y adrenalina. Con esto me siento más que satisfecho, se han cumplido todas mis expectativas y más. Y si aún no lo has experimentado por tí mismo no sé que haces sentado leyendo esto en el sofá. Una Survival te espera a la vuelta de la esquina.

Solo me queda agradecer a todas aquellas personas con las que me he cruzado, su ayuda, sus palabras, su espíritu de supervivencia y de cooperación lejos de la competición.

En especial al Equipo 1500 de Supervivencia Zombie, que siempre me ha acogido como a uno más de su familia, no os podéis hacer una idea de lo en deuda que estoy con vosotros. Siempre lo estaré.

Al Komando Peta Z’s, otro de los grandes que no puede faltar en ninguna Survival, además en esta ocasión tuve la oportunidad de luchar junto a ellos durante gran parte de la noche y es una experiencia que no olvidaré. Gracias chic@s.

A los Sick Monkeys, porque siempre están ahí para ayudar. Grandes personas en el juego y fuera de él. Sabéis que os la tengo jurada desde Olías del Rey pero eso no cambia mi amistad para con vosotros. Nos veremos pronto 😉

Pergaminos Relacionados

Survival Zombie: Viva los novios
Valora este pergamino

Aven

Historiador y Aventurero de día, Mago y Guerrero de noche siempre me ha gustado combinar la afilada hoja de mi espada con una bola de fuego o una tormenta de rayos.
Son... argumentos contundentes.

  4 comentarios en “Survival Zombie: Viva los novios”

  1. la noche genial pasamos miedo temimos por nuestras vidas los actores y la organización no podrian haberlo hecho mejor ninguno se salío de su papel en todo momento …. pero el final se descontroló no fue como se supone q iva a ser bueno fue un fallo . Y respecto a la gente…. L malloria se limito a esconderse y hacer trampas. pero eso si pa repetir sin duda.
    Muchas gracias por hacernos vivir en nuestras carnes un apocalipsis como este.

    • Gracias Pily por tu comentario,

      Nosotros éramos unos jugadores más, a lo mejor nos cruzamos en algun momento de la partida y pudimos ayudarnos mutuamente, a lo mejor no. En cualquier caso toda la organización del evento, los actores y las diferentes escenas que pusieron a prueba nuestras resistencia física y mental son obra de WGR la empresa encargada de todo. Ellos son los responsables de que podamos disfrutar edición tras edición de este Real Game que siempre supera nuestras expectativas. Puedes informate sobre las próximas ediciones en http://www.survivalzombie.es

      Respecto a los jugadores tramposos, siempre los ha habido, en pasadas ediciones, en esta y en las próximas, pero el verdadero objetivo de este juego es superarse a uno mismo y con eso las trampas no sirven para nada. Ni siquiera se publica el premio de cada evento, que podría ser una patada en el culo o un viaje con helicóptero, limusia o incluso en un tanque del ejército. Personalmente seguiré participando en cada edición aunque no hubiera ningún premio. Mi premio es sobrevivir toda la noche y conseguir el mayor número posible de pistas. Algún dia las conseguiremos todas y lograremos escapar con vida pero no a costa de dejar de ayudar a otros supervivientes o compartir nuestras experiencias e información con ellos. Eso es lo mejor de las survivals, encontrarte con otros supervivientes como tu y como yo que simplemente luchan por salvar la vida sin más.

      Nos vemos en la siguente y ya sabes, si ves a algún 1500 salúdanos, estaremos encantados de charlar un rato contigo 🙂

  2. Fue decididamente una noche genial. Muy buen resumen de lo que se siente allí, realmente nos sentíamos desesperados por lo bien organizados que estaban los Zs…. Más de una vez nos reagrupamos para pensar porque no sabíamos hacia donde ir… Si te interesa, tengo un vídeo en mi canal de Youtube donde resumo mi experiencia en Chera. Gran artículo!!

    • Gracias Mark por tu comentario,

      He visto el video, está compartido también en la página del Equipo 1500 y me ha gustado especialmente la parte en negro, donde se oyen los gritos y el ambiente. Eso es precisamente a lo que me refería, esa senación de terror psicológico a veces incontrolable.

      En cuanto a los Z’s poco más hay que añadir, hicieron su trabajo de manera increíble. No creo ni que llegaran a los cien pero estaban siempre en todas partes. Uno de mis objetivos era explorar la zona oeste del pueblo y estuve intentando cruzar la avenida principal durante mucho rato sin éxito por varios puntos. Hordas, Z’s…aquello era un infierno donde los zombies erna los únicos que disfrutaban del banquete de bodas.

      Nos vemos en la próxima 😉

 Deja un Comentario

(obligatorio)

(obligatorio)