Mar 112015
 
 11 marzo, 2015  Publicado por a las 11:11 9 comentarios »

Esta es nuestra recopilación de los errores con los que nos hemos encontrado a lo largo de nuestras partidas de Carcassonne, seguro que aún nos quedan muchos por descubrir así que estás invitado a compartir los tuyos en los comentarios.

Sin embargo por mucho que diga o haga, la mejor manera de que entiendas realmente que es lo que pasa con cada error es que los pongas en práctica en tus partidas. Eso te dará la experiencia necesaria para evitarlos cuando realmente lo necesites.

9 errores típicos jugando al Carcassonne - Juegos de Mesa

Error #1: Empezar la partida sin un plan

Empezar a jugar esperando a ver que sale es la mejor manera de perder una partida. Los buenos jugadores, aquellos que ganan la mayoría de sus partidas, siempre tiene un plan maestro. No es la fórmula que les da siempre la victoria pero les marca un camino a seguir, les ayuda a evitar situaciones sin sentido y les permite adaptar su estrategia a las condiciones de la partida. Si empiezas sin un plan tus posibilidades de victoria se reducen al azar. Puede que hoy tengas suerte, pero ten por seguro que eso no va a durar.

Error #2: Empezar una lucha de campos demasiado temprano

En el anterior artículo, Como Ganar a Carcassonne, hablamos un poco de números. Ahora es el momento de usarlos. En el mejor de los casos, si consigues ganar esa estúpida lucha por los campos, vas a conseguir 60 puntos. En la vida real, en tu partida van a ser entre 15 y 30 putnos. Si empiezas demasiado temprano no vas a poder reaccionar a situaciones como castillos que no se cierran, prados que se cierran demasiado pronto… y como premio adicional no tendrás seguidores suficientes para conseguir castillos, monasterios o caminos.
Es probable que ganes la batalla de los prados pero seguro que perderás la partida.

Error #3: Usar más seguidores de los necesarios

En Carcassonne puedes conseguir puntos de dos maneras diferentes, o construyes tus propios castillos, caminos y monasterios o se los robas a tu vecino. En cualquier caso usa solo los seguidores necesarios para cada acción. Si decides proteger uno de tus castillos con 3 seguidores antes incluso de que nadie pretenda robarlo lo único que consigues es limitar tus opciones para ganar puntos en otro lugar. Si lo que te gusta es robar mide bien tus fuerzas y las de tu oponente. En ocasiones te bastará con empatar y puntuar los dos. Él consigue puntos, tu también. Siempre que vaya por detrás esa será la mejor opción y podrás usar tus seguidores para robar a otros jugadores. Si por el contrario le quieres robar al líder enotnces vas a tener que valorar si vale la pena invertir esos seguidores de más en la operación para evitar que puntue o si lo mejor es robar allí y construir tu castillo en otro lado. Si te vas a enfrentar a una lucha encarnizada la mayoría de las veces no vale la pena. Revisa el Error #1 y aplícalo a castillos y caminos. Y recuerda sin seguidores no puntuas.

Error #4: Apostar por los castillos grandes

Cuanto mayor es un castillo más seguidores hay que invertir en él para defenderlo y hay que invertir más tiempo para cerrarlo. Eso facilita el trabajo a todos tus rivales para intentar capturarlo o para evitar que puedas cerrarlo colocando caminos y otras fichas de terreno a su alrededor. No hay motivo para hacer un castillo grande, ninguno. Recuerda que dos castillos de 2 piezas puntuan 8 puntos y un castillo de 4 piezas también.

Error #5: Ayudar a tus rivales

Puede parecer una estupidez pero ocurre con más frecuencia de la que parece. En un determinado momento consigues una ficha que no te sirve para nada, no puedes completar ni agrandar tus castillos, no tienes caminos, monasterios ni granajas que cuidar y encima no sirve para retrasar el desarrollo de los otros jugadores. En ese momento dejas de pensar y la colocas en el primer lugar disponible. Ese es el error, una ficha puede servir para 3 propósitos fundamentales, ayudarte a conseguir puntos, ayudarte a bloquear a tus rivales y no ayudar a tus rivales a prosperar. El caso más evidente es cuando colocas un monasterio que va a permitir unir los campos de un rival con los tuyos o que le facilita cerrar sus propios monasterios. No se trata solo de consegur puntos o bloquear al rival sino de no ayudarle a prosperar.

Error #6: Quedarte SIN seguidores a mitad de partida

Puede ser que estén ocupados en los campos, en castillos sin cerrar o en monasterios. La verdad eso da igual, si no tienes seguidores en las manos a mitad de partida ¿cómo vas a puntuar? Revisa el #Error 4 y ten siempre al menos un seguidor en tu reserva para poder puntuar monasterios y otras acciones rápidas. Otro de los problemas de quedaerte sin seguidores a mitad de partida es que estás totalmente expuesto a los ataques de tus rivales. No vas a poder defenderte de ninguna manera y lo saben. Es solo cuestión de tiempo que huelan la presa y vayan a por ella.

Error #7: Quedarte CON seguidores al final de partida

Igual de malo es quedarse sin seguidores a mitad de partida que quedarte con ellos al final. ¿Sabes cuanto puntua un seguidor que tienes en la mano al final de partida? Deja, deja yo te lo digo…NADA. Y si tienes dos o tres seguidores en la mano. El cálculo es fácil NADA por 3 sigue siendo nada.
Además en pocos juegos puedes saber de antemano de manera tan evidente cuando van a finalizar. SI no quedan losetas en la mesa la partida se ha acabado. Fin. Ya no hay lugares donde poner tus seguidores. Aprovecha las ultimas rondas para colocar los seguidores sobrantes en caminos, castillos o en cualquier lugar antes de que acaben en tu mano. A veces la diferencia entre ganar o perder son los 3 puntos de un campo que nadie quería o de un camino inacabado que has ocupado en la última vuelta.

Error #8: No controlar la losetas

Si quieres destacar jugando a Carcassonne tarde o temprano tendrás que empezar a controlar las losetas. Muchas veces puedes ver jugadores ampliando castillos que nunca se cerrarán por la sencilla razón de que una de las piezas no existe o todas las disponible ya están sobre la mesa. En el anterior artículo sobre Como Ganar a Carcassonne tienes un listado con todas las losetas de la edición básica y su probabilidad. Si no quieres recordar todas las piezas al menos apuesta por aquellas que tengan una probabilidad mayor eso te ayudará en tu camino hacia la victoria.

Error #9: No estar en el castillo ganador

A veces ocurre que un jugador empieza a construir su castillo y la obra se la va de las manos. De repente se encuentra con 8 losetas y el castillo sigue creciendo. Ahí pueden pasar dos cosas, o que se convierta en un castillo que nunca se cerrará, o que sea el castillo que le dará la victoria a su señor. Si es de los segundos y tu no estás en él tus posibilidades de ganar se reducen a casi nada. Es cierto que tu rival esta cometiendo al menos varios erorres, Error #4, Error #6, pero si tu no eres capaz de aprovecharte de esos errores entonces el que está comentiendo un error, quizá el más grave, eres tú.

¿Tienes algún error o truco que te gustaría compartir con nosotros? Adelante es tu turno

Feb 252015
 
 25 febrero, 2015  Publicado por a las 11:11 Tagged with: , , ,  2 comentarios »

Como ya sabrás si has seguido alguno de los otros artículos de la serie Como ganar a… me gusta profundizar en los juegos, descubrir nuevas maneras de ganar, nuevas estrategias para que los rivales tenga que sufrir de lo lindo si quieren conseguir la victoria y hoy le ha tocado el turno a Carcassonne.
Como ganar a Carcassonne

A lo largo de varios artículos explicaré diferentes estrategias para ganar a Carcassone, o al menos para ponérselo realmente difícil a tus adversarios.

Sin embargo como en la mayoría de los juegos de mesa quién tiene la última palabra es el azar. A diferencia de otros juegos en Carcassonne este es un factor de poco peso si juegas bien tus losetas pero si quieres ser un buen jugador hay que tener en cuenta hasta el último detalle.

Atención si nunca antes has jugado a Carcassonne te recomiendo que antes de seguir leyendo inviertas unos minutos en Como jugar a Carcasonne y descubras todas las posibilidades de este juego de mesa.

Ahora vamos a familiarizarnos un poco con nuestra herramienta de trabajo. Al igual que un carpintero o un pintor si quieres destacar vas a tener que conocer bien cual es tu herramienta y como utilizarla en cada situación.
Para que no haya lugar a dudas tu herramienta de trabajo van a ser las losetas, piezas de terreno o como quieras llamarlas. Yo las llamaré losetas.

Números y Jugadores

Para empezar necesitas saber que un juego básico de Carcassonne contiene exactamente 72 losetas, ni una más ni una menos. Si estuviste atento en la clase de matemáticas avanzadas eso te dará una idea aproximada de cuantas rondas puede durar una partida y en que punto tienes que empezar a preocupar si no vas ganando.

Pero como la mayoría en esas entretenidas clases estábamos a lo que estábamos aquí va la lista.

  • 5 jugadores – 14 rondas
  • 4 jugadores – 18 rondas
  • 3 jugadores – 24 rondas
  • 2 jugadores – 36 rondas
  • 1 jugador… bueno en este caso no debes preocuparte demasiado por la victoria, seguro que puedes conseguirlo sin ningún consejo especial.

Otro sistema mucho más fácil es ir controlando en todo momento las diferente pilas de losetas que quedan en la mesa. Eso también te dará una indicación de si debes empezar a preocuparte o puedes seguir perdiendo el tiempo con los ladrones.

El número de jugadores en la mesa es algo a tener en cuenta si necesitas una loseta específica para cerrar tu castillo. Cuanto mayor sea el número de jugadores menor será la probabilidad de conseguir esa preciada loseta. Al contrario si se trata de una partida de 2 jugadores las posibilidades de conseguirla son mayores, pero también lo serán para tu rival.

Lo que nos lleva al título del artículo, números y probabilidades. Conocer las probabilidades de cada loseta para saber cuando debes seguir en un castillo y cuando ha llegado el momento de abandonarlo es un punto clave para aspirar a la victoria. Recuerda que si no puedes cerrar un castillo la puntuación que obtendrás será la mitad de la que esperabas y si además sigues gastando losetas en hacerlo más grande las pérdidas serán mayores.

Hay que actuar con sangre fría como los brokers experimentados. La mejor estrategia es cortar las pérdidas cuanto antes y para eso necesitas saber si vas a poder cerrar un castillo o no.

Y eso depende únicamente de dos factores. Del azar y de tu memoria.

Del azar dependerá que puedas conseguir la loseta adecuada o no. Contra eso no se puede hacer nada salvo jugar con las probabilidades a tu favor. Nunca apuestes por castillos con probabilidades bajas o nulas. Parece algo evidente pero te sorprendería la cantidad de jugadores que esperan esa pieza como si tuvieran el poder de materializarla en su mano. Recuerda, si juegas con el azar el azar jugará contigo. Debes eliminarlo de la ecuación.

De tu memoria dependerá recordar si la loseta que necesitas sigue aún en alguna pila o ya está en la mesa. Aquí podrías tirar de paciencia e ir revisando todas las losetas colocadas pero en campeonatos con tiempo fijo por turno eso puede representar un ligero problema.

Mi recomendación, recuerda las losetas que van saliendo, o mejor aún, recuerda todas las losetas que quedan por salir y elimina de la lista las que vayan saliendo. Eso te será mucho más fácil.

Probabilidades

Aquí tienes una tabla con las probabilidades de cada loseta. Si su probabilidad es inferior al 2% yo empezaría con otro castillo, ganarás tiempo y losetas. Además piensa que hay otros jugadores en la mesa y eso puede complicar mucho la situación, incluso en el mejor de los casos.

Loseta Nº de losteas iguales Probabilidad
Loseta Carcassonne Curva 9 12,51%
Loseta Carcassonne camino 8 11,12%
Loseta Carcassonne Castillo Curva 5 6,95%
Loseta Carcassonne Castillo Granja 5 6,95%
Loseta Carcassonne Castillos 5 6,95%
Loseta Carcassonne Castillo V 4 5,56%
Loseta Carcassonne 3 caminos 4 5,56%
Loseta Carcassonne Monasterio 4 5,56%
Loseta Carcassonne 2 castillos 3 4,17%
Loseta Carcassonne Camino Castillo 3+1 4,17% (*)
Loseta Carcassonne Castillos 3 Caminos 3 4,17%
Loseta Carcassonne Castillo Camino 3 4,17%
Loseta Carcassonne Castillo Curva 3 4,17%
Loseta Carcassonne Castillo Curva 3 4,17%
Loseta Carcassonne Castillo 3 4,17%
Loseta Carcassonne 2 castillos 2 2,78%
Loseta Carcassonne Monasterio Camino 2 2,78%
Loseta Carcassonne 4 caminos 1 1,39%
Loseta Carcassonne Plaza 1 1,39%

 

Veamos ahora la probabilidad de conseguir un tipo de loseta concreto

Loseta Nº de losteas iguales Probabilidad
Castillos 43 60%
Caminos 44 61%
Monasterios 6 8%
Granjas 71 98%

Si has prestado atención verás que el total en este caso es mayor al 100% eso es simplemente porque en cada loseta podemos encontrar castillos, caminos, monasterios o granjas. De esta tabla deberías extraer que la mayoría de las veces tendrás en tus manos un camino.

Es cierto que también tendrás una granja ya que su  probabilidad es de un 98%. A decir verdad solo existe una loseta que no tenga granja, pero que tengas una loseta con granja no quiere decir que tengas una granja ni mucho menos.

Las granjas no se pueden contabilizar hasta el final del juego y hay que tratarlas de manera especial. Tampoco puedes recuperar un seguidor que hayas convertido en campesino así que hay que valorar muy bien cuando es necesario tener granjeros y cuando no, pero este no es el lugar ni el momento.

Hoy toca valorar las posibilidades globales para poder establecer una estrategia genérica que tendremos que adaptar según se desarrolle la partida.

Granjas, castillos, monasterios y caminos

Ahora veamos cuantos puntos podemos conseguir suponiendo que la tierra sea una esfera perfecta y que la fuerza de la gravedad es constante e igual a 10m/s2.Resumiendo, lo que ocurriría en un escenario perfecto en el que siempre conseguimos la loseta que necesitamos y podemos construir todo lo que nos proponemos.

¿Por qué? te estarás preguntando. Eso no va a ocurrir nunca. Cierto, pero si tu estrategia se basa en conseguir granjas y en el mejor de los casos solo puedes conseguir la mitad de puntos que cualquier otro jugador en condiciones adversas tus posibilidades de victoria son escasas. Tienes que apostar a caballo ganador y luego correr la carrera.

En nuestro caso perfecto se pueden construir 13 castillos con las losetas disponibles.
Para una granja que estuviera conectada con todos los castillos eso suma 72 puntos de victoria.  (Aunque esta configuración de granjas y campesinos es prácticamente imposible.)
Para el señor de los castillos son 54 puntos (+6 puntos de los escudos)

Con los monasterios la cuenta es más rápida, 6 monasterios a 9 puntos son 54 puntos

Con los caminos podemos conseguir un total de 44 puntos.

En resumen

Ahora tienes los conocimientos necesarios para reducir el factor azar y para afrontar con éxito una partida de Carcassonne. Puedes valorar cuando abandonar un castillo que probablemente nunca se cerrará y cuando hay que apostar por las granjas o los caminos.

En los siguientes artículos veremos como utilizar estos conocimientos en nuestro propio beneficio. Hasta entonces suerte y disfruta de tus partidas.

Feb 172014
 
 17 febrero, 2014  Publicado por a las 11:11 14 comentarios »

En nuestra serie de artículos sobre estratégias para ganar al Catan es obligatorio hablar del ladrón. Uno de los mayores aciertos del juego y uno de los más odiados desde mi punto de vista.
El ladrón del catan, ese gran desconocido
Para ganar al Catan tienes que controlar los tres grandes poderes que rigen una partida: El azar, la estrategia y tus impulsos irracionales.

Al azar sólo hay una manera de combatirlo y es con estadística, ya hablamos de ella en el primer post sobre Como Ganar al Catan y te dejamos una cantidad de tablas con su probabilidades más que suficientes para que afrontes con éxito esta parte de la partida. Pero recuerda nada se puede hacer contra una serie de nueve sietes seguidos, acabarás desquiciado.

De la estrategia hemos hablado en varias ocasiones y es algo sobre lo que puedes trabajar activamente, decide cuando jugar a puertos, cuando usar la técnica U-96, si ir a por la ruta comercial o a por el ejército de caballeria. Todo esto deberías tenerlo muy claro y saber cuando aplicar una u otra durante la partida sino estarás perdido antes de empezar.

Y llegamos al punto al que cada uno se enfreta a su propia manera, sus impulsos. Solo conozco una manera para controlar esta situación y es ser frío como el acero o permanecer a -235 ºK. Si fueramos alemanes, o suecos esto nos resultaría mucho más fácil, pero no es así y vas a tener que luchar contra ello, así que hoy hablaremos del ladrón y de como usarlo sin hacer caso a nuestro demonio interior que intentará destruir años y años de entrenamiento.

Antes de empezar un último aviso solo para que quede claro: Aquí hemos venido a ganar, a jugar para ganar, si lo que quieres es hacer amigos, o pasar un rato con los colegas echándote unas risas este no es tu lugar. Todo esto está muy bien una vez ha finalizado la partida, pero desde el minuto 0 hay que luchar por la victoria y que sea el azar y no tus malas jugadas el que decida tu destino.

Sigamos…y luego nos tomamos unas cañitas 🙂
Ladrón
Cuando llega el momento de jugar el ladrón nos encontramos con varias situaciones de lo más variopinto y que creo que se pueden resumir en las siguientes:

  • Jugadores que buscan un recurso en concreto
  • Jugadores que buscan bloquear un recurso en concreto
  • Jugadores que reparten por igual el ladrón
  • Jugadores que roban al que más cartas tiene
  • Jugadores que te roban siempre a ti
  • Jugadores que no roban a sus amigos
  • Todos los jugadores te roban a tí
  • Otros jugadores

Vamos a analizar con detalle los diferentes casos para saber como actuar y que deberíamos hacer en cada caso.

Jugadores que buscan un recurso concreto

Esto en teoría puede parecer lo más acertado pero tiene una serie de inconvenientes que desaconsejan su uso en prácticamente todos los casos salvo en los que las probabilidades estén muy a tu favor.

Primer problema, tenemos que controlar las cartas de todos los jugadores, no es difícil pero requiere práctica y buena memoria. Supongamos que eres un habitual del póker, bridge o cualquier otro juego de cartas, entonces esto no debería representar un problema para ti. Analicemos ahora las probabilidades. Si quieres conseguir una arcilla en una mano de 6 cartas tu probabilidad es solo de un 16%, mayor que de ganar la loteria pero insuficiente para que merezca la pena.

-Entonces ¿cuando lo uso?
+Si has sido capaz de ir llevando la cuenta de las cartas solo deberías usarlo cuando tengas un 50% o más de probabilidades, es decir, cuando el jugador al que vas a robarle esa codiciada arcilla tenga en su mano una de arcilla o más y solo otra carta. En cualquier otro caso estás dando una ventaja considerable a tus oponentes en el juego y acabarás con otra piedra que no quieres para nada.

Jugadores que buscan bloquear un recurso concreto

Esta situación desde luego es más inteligente que la anterior, ya que en un determinado momento bloquear toda la piedra, arcilla, trigo o loquesea a tus rivales puede darte una ventaja considerable, siempre que puedas mantener el bloqueo, aunque también presenta sus propios problemas.

-Entonces ¿cuando la uso?
+Deberías usarla solo en los casos en que dispongas de suficientes caballeros para mantener el bloqueo, de otra forma sería completamente inútil, vamos como un bloqueo comercial del Principado de Mónaco a los Estados Unidos, y además para los momentos en que pueda representar una ventaja para tí. Bloquear la arcilla o la madera hacia el final de partida en la mayoría de los casos no te aportará ninguna ventaja.

Jugadores que reparten por igual el ladrón

Esta seguramente sea una de las maneras más estúpidas de usar el ladrón, lo que te puede beneficiar a ti si no eres el que la está usando.

-Oye yo uso esa técnica a menudo, ¿por qué es estúpida?
+Bien, no es que sea un técnica estúpida, es una técnica realmente estúpida, siempre que tu objetivo sea ganar la partida. Para empezar eso ya indica que no tienes ningún plan prefijado y si no sabes donde tienes que ir difícilmente llegues algún día. En segundo lugar, antes de colocar el ladrón en un sitio tendrías que pensar a quién perjudica y a quién beneficia y por este orden, tendría que ser perjudicar al jugador que va ganando, al mayor número de jugadores y que te beneficie, pero como puedes ver eso aparece solo en último lugar.

-Entonces ¿por qué repartirlo no sirve?
+Porque solo sirve para hacer amigos o muchos enemigos, pero ni te beneficia ni perjudica al jugador más adelantado. Con eso debería ser suficiente para que no uses nunca más esta técnica.

-Pero es que ya he sacado 5 ladrones seguidos ¿tengo que ponerlos todos en el mismo sitio?
+Te responderé con otra pregunta ¿de verdad quieres ganar esta partida? ¿o solo pretendes hacer amigos? En fin, creo que cualquier jugador habitual de Catan entenderá que si lleva 3 puntos de ventaja sobre el resto, todos, absolutamente todos los ladrones vayan a parar a sus recursos y si por eso se molesta tal vez debería cambiar de juego y probar con el macramé, es más tranquilo.

Jugadores que roban al que más cartas tiene

Otra técnica que me parece igual de absurda que la anterior. ¿Por qué vas a robarle al que más cartas tiene? ¿Retrasa al jugador que va ganando? ¿Consigues el recurso que buscas? ¿Bloqueas un recurso imprescindible en el juego? Si la respuesta es no a todas las preguntas deberías replantearte donde vas a poner el ladrón.

Recuerda, antes de usar el ladrón usa siempre la cabeza, si, eso que tienes encima del cuello, te darás cuenta de los increíbles resultados que puedes conseguir si lo haces.

Jugadores que te roban siempre a ti

Te parecerá una técnica absurda, pero nada más lejos de la realidad, eso demuestra que quién la aplica tiene un plan, aunque en la mayoría de los casos sea incorrecto y no le lleve a la victoria. Reconozco que es un punto, al menos para mí, muy difícil de controlar, sobretodo cuando ves a algún jugador usando cualquiera de los puntos previos de manera totalmente inconsciente e indiscriminada y da lugar a lo que se conoce como CATAN REVENGE. O sea la venganza pura y dura de toda la vida y ocurre con más fercuencia de la que piensas, sobre todo en los juegos online. Solo puedo decirte por experiencia propia que en la mayoría de los casos solo conseguirás perder la partida. Ya sabes, si buscas venganza cava dos tumbas.

-Entonces ¿qué debo hacer?
+ioga, taichi, tomarte un gintonic antes de empezar…yo que sé, solo controla ese impulso de venganza sino estás perdido. Aunque ¿quién sabe? tal vez sea el único motivo razonable para perder una partida.

Jugadores que no roban a sus amigos

Es lo que comúnmente se conoce como TEAM PLAY, o juego en equipo. Aunque solo se le permite al Equipo A, es imposible de controlar y muy difícil luchar contra ello. El juego en equipo siempre gana, así que lejos de enzarzarte en una lucha desigual y que tendrás perdida de antemano sigue fiel a tus principios, usa la cabeza y confía en que tu estrategia y el azar hagan el resto, sino estarás jodido.

Tampoco está claro que sea la mejor estrategia para ganar, ya que uno de los dos o tres amigos perderá seguro. Que acto de sacrificio tan….patético.

-Entonces ¿no puedo hacer nada?
+Si, siempre se puede hacer algo. Si tienes algún recurso en el 2 o en el 12 solo para ti lanza ese número tantas veces como puedas, nadie más va a cobrar.

Todos los jugadores te roban a ti

Entonces deberías estar de enhorabuena. Eso solo puede pasar en dos casos, o bien eres un cabrón de cuidado y has conseguido hacer amistad con todos los jugadores de la mesa o bien eres el puto amo y les llevas tanta ventaja que ni con 100 ladrones podrán detener tu victoria. Sea como sea seguramente lo tienes merecido así que acéptalo y disfrútalo.

Otros jugadores

Seguro que los habrá. Jugadores que ponen el ladrón en el desierto, que se lo ponen a ellos mismos en un acto de autosacrificio al estilo azteca, que siempre roban al de su derecha o al que es zurdo… todos estos métodos pueden ser buenos si cumplen con las premisas de retrasar al que va primero (siempre que no seas tu claro) y conseguirte alguna ventaja. Si no se cumple ninguna de las dos estás perdiendo el tiempo con el ladrón

Podría seguir hablando horas y horas del ladrón, después de tantas partidas uno acaba por cogerle cariño pero creo tener suficiente material como para dedicarle otro artículo completo así que seguid atentos compañeros jugones hasta nuestra próxima entrada.

Y ya puestos a pedir que es gratis hasta que lo regule la nueva ley ¿tu con qué tipo de jugadores de ladrones te has encontrado?

¿Quieres más? Prueba con alguno de estos artículos, seguro que te gustarán.

Dic 302013
 
 30 diciembre, 2013  Publicado por a las 11:11 Sin comentarios »

Desconozco si esta técnica recibe algún otro nombre así que la he bautizado como la técnica U-96.

Se trata de una técnica básica pero en muchos casos menospreciada incluso por jugadores avanzados. El objetivo es ganar con 3 o 4 puntos de victoria, el Gran Ejército de Caballería y 2 ciudades, veamos como hacerlo.

En el anterior post, Como ganar al Catan (I) tienes disponibles las tablas para empezar a planificar tu estrategia de juego, pero para ir avanzando si miras en la tabla de construcción para dos ciudades verás que los recursos que necesitas están entre 28 y 43 cartas. Dicho así todos nos quedamos con 28 ¿no? Esa sería una buena elección si tuvieras acceso a todos los tipos de recursos y espacio para tu expansión lo que en la mayoría de los casos es prácticamente inviable. Además hoy la situación que planteamos es ligeramente diferente.

¿Cuando aplicar la técnica U-96?

Las condiciones ideales para aplicar la U-96 son las siguientes:

  • Eres el jugador inicial
  • Los recursos más abundantes son piedra, ovejas y trigo
  • El acceso a madera y arcilla es difícil
  • Tienes acceso a un puerto de piedra, ovejas o trigo

Como ves es una estratégia que depende en gran medida de tu turno de juego y de la configuración del tablero. Cualquier condición que no se cumpla hace que ganar usando U-96 sea más complicado.

Si no eres el jugador inicial vas a tener dificultades para acceder a los recursos que necesitas, piedra, trigo y ovejas, en grandes cantidades. Aún así puede seguir siendo viable intentarlo.

Si los recursoso más abundantes no son piedra, ovejas y trigo olvídate, es una técnica condenada al fracaso, o eso o vas a necesitar sacar unas cuantas repeticiones de 3’s y 11’s.

Si los otros jugadores pueden acceder al resto de recursos con facilidad pueden conseguir una notable ventaja e incluso la victoria sin demasiadas complicaciones.

Tener un puerto no es una condición prioritaria pero acelerará tu desarrollo de manera significativa.

En realidad esta no es una de las estrategias que deberían estar en tu arsenal como opciones prioritarias pero puede salvarte el culo en partidas complicadas así que es interesante conocerla.

La técnica U-96 se puede aplicar tanto al juego físico como al juego online, pero obtendrás mejores resultados si la usas online con el modificador Friendly Robber, o sea que hasta que no tengas 3 puntos no pueden colocar el ladrón en tus campos.

¿En que consiste la técnica U-96?
A esta alturas del post, si has estado leyendo atentamente, ya te habrás formado una idea, sino es mejor que te dediques a construir pueblos y la Gran Ruta Comercial, obtendrás mejores resultados. Para los demás, se trata de comprar cartas de desarrollo sin parar. No sería de extrañar que en algún punto de la partida llegaras a tener acumuladas 5, 6 o 7 cartas de desarrollo. Ese es el principal motivo por el cual funciona mejor online con Friendly Robber porque vas acumulando puntos de victoria y el posible Gran Ejército pero tu contador sigue a 2. Aún así tampoco es ningún inconveniente jugarlo en tablero o sin Friendly Robber ya que se supone que entre esas 5, 6 o 7 cartas de desarrollo tendrás caballeros suficientes para hacerle frente al ladrón.

Objetivo
El objetivo es conseguir Puntos de Victoria, El Gran Ejército de Caballería y construir solo dos ciudades, para lo que vas a necesitar exactamente 0 de arcilla y 0 de madera. A decir verdad eso es difícil pero no imposible, lo he sufrido en mis propias carnes varias veces, aunque lo más racional es conseguir 3 ciudades y 2 puntos de victoria. Hay que tener en cuenta que solo hay 5 puntos de victoria entre todas las cartas del mazo de desarrollo así que será difícil dar con ellas. Por el camino nos encontraremos monopolios (muy útiles para retrasar a nuestros oponentes y/o cosntruir ese tercer pueblo), recursos (muy útiles para construir ese tercer pueblo) y carreteras (no vayas a por la Gran Ruta Comercial a no ser que sea para ganar definitivamente, con piedra y trigo no podrás mantenerla mucho tiempo. Úsalas para acceder a puertos o para construir ese tercer pueblo)

Pros y Contras
Lo mejor de esta estrategia

  • Te permite ganar en tableros difíciles con solo 3 de los 5 recursos del juego.
  • No necesitas comerciar con otros jugadores o con la banca.
  • Con Friendly Robber los resultados pueden ser devastadores, sobretodo en partidas con mucho ladrón.
  • Los otros jugadores no pueden bloquear tu expansión.

Lo peor de esta estrategia

  • No se puede aplicar siempre y no es la mejor estrategia para ganar al Catan. No te puedo decir el porcentaje de victorias que he conseguido o derrotas que he sufrido con esta técnica pero creo que un 20% es incluso ser generoso.
  • Si solo consigues caballeros estás perdido, y más de la mitad de las cartas de desarrollo son caballeros.
  • Es muy difícil construir nuevos pueblos o iniciar cualquier expansión en condiciones.
  • Si otro jugador compra cartas de desarollo para conseguir el Gran Ejército la cosa puede complicarse.

Casos prácticos
Veamos un par de casos en los que sería recomendable usar la técnica U-96 siempre que puedas cumplir con los requisitos mencionados para afrontar la partida con ciertas garantias.

Caso 1:

Tablero catan para usar la técnica U-96

Tablero de Catan perfecto para aplicar la técnica U-96

Lo primero que debería llamarnos la atención es que abundan ovejas y trigo y el acceso a los recursoso de arcilla y madera está bastante limitado. Y conseguir los cinco recursos con una probabilidad aceptable es imposible. Es el momento de pensar en alguna alternativa para ganar y esta alternativa es la técnica U-96.

Si somos el jugador inicial nos haremos con el recurso clave de esta técnica la piedra. El mejor lugar, por no decir el único, es el punto A. 6-9-5 en piedra, trigo y ovejas. El siguiente punto que debemos conseguir es el que nos proporcione mayor cantidad de trigo y ovejas. Lo ideal sería el punto B para luego progresar hacia C y conseguir el puerto de las ovejas o hacia D y conseguir el puerto del trigo. Pensar eso es huir de la realidad. En una partida real difícilmente conseguiremos A y B y menos en un tablero como este, así que cualquier otra combinación, de lo que quede, que nos proporcione trigo, ovejas o piedra en cantidad debería valer para alcanzar la victoria.

Caso 2:

Tablero catan para usar la técnica U-96

Tablero de Catan real para aplicar la técnica U-96

Aquí los recursos están repartidos de una manera un poco más homogénea que en el caso anterior y a priori no parece tan evidente usar la técnica U-96. Tal vez no sea la mejor opción, pero dada la dificultad para conseguir los cinco recursos y las probabilidades de trigo y ovejas se podría intentar con opciones reales de victoria. Si, como en el caso anterior, podemos conseguir colocar un pueblo en los puntos A y B tenemos la victoria casi asegurada. Como antes será difícil aunque las probabilidades son mayores. El punto B de manera independiente ofrece pocas posibilidades, salvo el comercio con otros jugadores o jugar a puertos y la piedra no es el mejor recurso para jugar a puertos. Sin embargo el punto A nos permite plantear diferentes estrategias en función de los puntos libres que vayan quedando. El objetivo es A+B pero en caso de que alguien vaya a por la piedra podemos optar por A+C con lo que tenemos todos los recursos y con probabilidades aceptables o incluso intentar A+D e ir a por el puerto de la madera.

Como puedes ver en este segundo caso la técnica U-96 al final puede derivar en un tipo de partida completamente diferente a lo que tenías pensado en un principio pero con muy buenas espectativas para alcanzar la victoria.

Lo importante es no empezar la partida con una idea preconcebida de lo que vamos a hacer, ya que queramos o no, vamos a tener que adaptarnos a los puntos libres que tengamos a nuestro alcance cuando nos toque colocar nuestros pueblos. Lo realmente importante es tener claro que camino, con los recursos que tenemos, hay que seguir para llegar a los 10 puntos.

En próximas entregas seguiré hablando de Catan, de sus expansiones y de más técnicas y estrategias para conseguir la victoria. Hasta la vista !!!

¿Quieres más? Prueba con alguno de estos artículos, seguro que te gustarán.

Jun 142013
 

En el anterior post sobre Como Ganar al Catan (I) te conté cuál era la mejor estrategia para conseguir los 10 puntos de victoria.

Igual que en la vida real la estrategia (nuestro plan) no sirve de mucho si no lo aplicamos correctamente, (la táctica), así que hoy te contaré que tácticas de combate puedes usar para vencer a tus rivales.

Antes de hablarte de las diferentes tácticas que tienes tu disposición un par de avisos.

  • No se puede luchar contra el azar. En una partida de 20 tiradas de 7 toda táctica queda destruida así que tendrás que improvisar.
  • No conseguirás ganar haciendo amigos así que vas a tener que elegir, ganar o hacer amigos.
  • Observa atentamente a tus rivales, necesitarás saber cuales son sus intenciones para poder oponerte a ellas o sacar algún beneficio.

Paso 1: Adapta tu estrategia al terreno.

Ya deberías tener claras cuales son tus mejores opciones para ganar, sino relee el post anterior. Verás también que la cantidad de recursos y los tipos de recursos son ligeramente diferentes en los tres casos con mayores probabilidades. Esta ligera diferencia es lo que te dará la victoria.

Si te enfrentas a un tablero sin arcilla tu estrategia debería se ir a por las ciudades (piedra y trigo).
Si te enfrentas a un tablero sin piedra tu estrategia debería ser ir a por los 4 pueblos (arcilla, madera, trigo y ovejas).
Si en el tablero no hay recursos interesantes la estrategia debería ser ir a por Cartas de desarrollo y la Gran Ruta Comercial (piedra, trigo, ovejas, arcilla y madera).
Coloca tus pueblos iniciales pensando en construir la Gran Ruta Comercial, ahorrarás recursos.

Regla del Pequeño Saltamontes: Utiliza los recurso en tu beneficio y no en tu contra. Piedra para ciudades, arcilla para pueblos.

Pros

  • Al tener clara de antemano tu estrategia sabes que recursos son los que vas a necesitar.
  • Si tienes una estrategia para cada tipo de terreno ahorrarás tiempo y tendrás ventaja sobre tus rivales.

Contras

  • No puedes decidir tu turno de juego.
  • No puedes decidir dónde construyen sus pueblos iniciales tus rivales.
  • Los dos puntos anteriores pueden hacer imposible adaptar tus estrategias al terreno. Tendrás que improvisar, a menos que tengas una estrategia que no dependa del terreno

Paso 2: Bloquea a tus rivales.

Si has optado por ganar tendrás que hacerlo pero no de cualquier manera ni si un plan previo. Siempre hay que reducir el efecto del azar a las tiradas de dados.

Donde construir en Catan

Construir en B bloquea la piedra a los demás rivales.

Caso práctico: Puedes optar por construir una carretera hacia un puerto al que sólo tu tienes acceso o luchar por controlar un cuadro al que tienen acceso tus rivales. Construir el pueblo en ambas situaciones te dará un punto. Hacerlo en la segunda además te dará ventaja sobre tus oponentes. Y si, no les va a gustar nada aunque si ellos estuvieran en tu lugar lo harían sin pestañear.

Otro caso práctico: Puedes optar por construir en un cuadrado con mejores recursos pero permitiendo a otros construir o construir en un cuadrado peor y bloquear a los otros usuarios.
En esta situación la elección depende de tus necesidades de recursos respecto a las de tus rivales. Si ellos están más necesitados que tu bloquéales, sino opta por el punto que te produzca más recursos.

Para conseguir La Gran Ruta Comercial, casi indispensable para ganar, tienes que construir muchos caminos, aprovéchalo para construir hacia tus rivales. De esta manera tu te expandes y ellos no tienen lugar para hacerlo.

Al colocar tus pueblos iniciales no descartes la opción de bloquear a algún rival aunque los recurso obtenidos sean algo peores. Le costará recuperarse, sobretodo si basaba su estrategia en ese poblado en concreto para conseguir un puerto u otro recurso…

Regla de Harry el Sucio: Si vas a bloquear a alguien asegúrate de hacerlo bien. Vamos, alégrame el día.

Pros:

  • Consigues puntos de victoria
  • Retrasas a tus rivales
  • Sigues manteniendo las opciones en otros puntos del tablero

Contras:

  • No harás amigos, al menos no durante la partida.
  • Puede limitar tu capacidad de comercio en un futuro, todo depende de lo duro que sea el bloqueo
  • Puedes malgastar recursos si al final no consigues tu objetivo, planifícalo bien

Mi recomendación: No bloquees a todos tu rivales, puedes provocar un efecto rebote y que todos decidan bloquearte a ti. Estarás perdido. Si solo bloqueas a uno de tus rivales el resto también te lo agradecerán ya que ellos también se benefician.

Siempre espera a tener los recursos necesarios para iniciar una acción de bloqueo. Si descubren tus intenciones antes de tiempo puedes perder ventaja y recursos. Lo que irremediablemente nos lleva al siguiente enunciado. Trata de oponerte a los bloqueos de tus rivales. Descubrir a tiempo que cuadros pueden bloquear es vital para evitarlo y bloquearles tu. Ya sabes, golpea primero.

Paso 3: Jugar a Puertos.

Regla de la Perla Negra: Utiliza los puertos sólo como último recurso.

A veces no queda otra opción que jugar a puertos, has sido agraciado con el último turno y cuando te toca los cuadros estrella ya han sido ocupados así que tendrás que adaptarte y buscar lo menos malo de lo que quede en el tablero. Esto suele ser algún 8 o 6 de ovejas, un recurso por lo general algo ignorado. Aprovéchalo, consigue el puerto de ovejas y mira como se acumulan tus riquezas.
No desprecies el poder de los puertos.

Si juegas una estrategia de ciudades conseguir el puerto de trigo o el de piedra pueden acelerar de manera notable tu inicio de partida donde eres más vulnerable.

Si juegas a pueblos conseguir el puerto de arcilla o el de madera pueden darte el empujón final hacia la victoria cuando la piedra y el trigo son más necesarios.

Pros

  • Prácticamente no tendrás que comerciar con ningún otro jugador ni con la banca.
  • Pueden acelerar tu desarrollo en determinados momentos de la partida.

Contras

  • Si basas toda tu estrategia en un puerto cualquier rival puede bloquearte los recursos de ese puerto y condenarte al fracaso.
  • Los costes sobre los que basas tus estrategias se duplicarán. Aunque si tienes excedentes no debería ser un problema demasiado grande.
  • Las luchas por el control de los puertos suelen ser duras. Si no lo consigues habrás perdido unos recursos importantes.

Paso 4: No comercies con los grandes.

La regla de Oro: Nunca, bajo ningún concepto comercies con alguien que tenga 8 o más puntos de victoria. Nadie comercia si no obtiene algo que necesite y a esa distancia del final el resultado es la victoria…pero no la tuya.

Excepción a la regla de Oro: Si lo que obtienes te hace ganar la partida, adelante.

Aclaración a la regla de Oro: Si tienes que hacerlo que sea en tu propio turno y no en el suyo. Eso te beneficiará a ti.

La regla del Pan: No mezcles tus sentimientos con la comida.
Tu rival te ha bloqueado cada turno con el ladrón y aún sigues preguntándote ¿porqué? con cara de Mourinho. Ahora te ofrece el recurso que necesitas para construir una ciudad y ganar la partida. Dile que si, él gana pero tu también. No dejes que tus sentimientos estropeen una buena partida.

Excepción a la regla del Pan: Ese tío te cae realmente mal y lo único que te haría más feliz que ganar la partida es que él la perdiera de la forma más humillante posible. Go for an Epic Fail!!!

Excepción a la excepción de la regla del Pan: Nadie puede caerte tan mal como para desear perder una partida. Bueno…nadie salvo ese tío.

Si tienes el monopolio de un recurso no lo cambies a menos de 1:2 (entregas 1 y te dan 2 de lo que pidas). Si es algo que los demás tengan ofrece 2:1. Si ofreces más que sea sólo en los momentos críticos, cuando estés luchando por un cuadro, no antes, sino les estás dando ventaja innecesariamente.

Sin embargo existe un caso en el que puedes ofrecer todo lo que tengas y es interesante.
Supongamos que tienes 9 de arcilla y quieres construir un pueblo. Tus rivales también quieren construir un pueblo. Ofrece 3 de arcilla por trigo. Ofrece 3 de arcilla por madera. Ofrece 3 de arcilla por oveja. Juega tu carta de monopolio y recupera toda la arcilla. Ya no tienes ningún amigo en la partida, pero tienes arcilla, trigo, madera y ovejas.

Pros:

  • Al no comerciar que un rival ganador retrasas su victoria.
  • Cada ronda que retrasas su victoria es una ronda adicional que te acerca a la victoria

Ladrones del Catan

Los ladrones duran pocos turnos en prados compartidos.


Contras:

  • Puede ralentizar tu desarrollo, pero a estas alturas poco va a importar
  • Puede que otro jugador decida no seguir esta norma y darle la victoria al rival
  • Si tienen puertos lo conseguirá casi al mismo precio y tu no tendrás beneficios

Paso 5: Ladrones!!!

No se puede luchar contra el azar. Añadámosle a eso que el 7 es el número con más probabilidad de salir. Súmale que si vas ganando (como debería ser si has seguido mis consejos) el ladrón irá si o si a tus prados…No puedes hacer nada. Eso pasará.

¿Como te beneficias? Intenta construir tus pueblos en campos compartidos. A nadie le gusta tener un ladrón en su prado y harán lo imposible para sacarlo fuera. Irá a otro de tus prados pero no tendrás media partida un recurso bloqueado y otro rival avanzará a tu mismo ritmo.

Regla del Ping-Pong: No juegues Caballeros contra tu rival siguiente si este tiene cartas de desarrollo. Lo único que conseguirás es tener el ladrón en tus prados otra ronda entera. Es más intenta no jugar Caballeros a rivales con cartas de desarrollo o a prados compartidos, ya sabes que lo que se siembra luego se recoge.

Execpción a la regla del ping-pong: Si jugando un caballero consigues el ejército, adelante con ello. Si evitas que tu rival construya algo, adelante con ello.

Algunos intentan con el caballero conseguir un recurso vital para su estrategia. Si te encuentras en esta situación es que algo no está funcionando correctamente. Revisa tu estrategia, los recursos que necesitas y los recursos de los que dispones. Si todo es correcto, adelante con ello. Si ves algún fallo de planteamiento cambia tu estrategia, puede que aún estés a tiempo.

Excepción General a Como ganar a Catan: Si los dados están en tu contra perderás…hagas lo que hagas.

Y bien hasta aquí esta pequeña introducción a los diferentes métodos para ganar en Catan. Recuerda practicar a diario las enseñanzas recibidas y compartir tus propias experiencias y resultados en los comentarios.

¿Quieres más? Prueba con alguno de estos artículos, seguro que te gustarán.